24
Noviembre

Fabrizzio Ponce Villarreal 

Para El Coronadeño Hoy

 

Cuando tenemos a cargo equipos de trabajo, el papel de líderes se antoja complicado en muchas ocasiones, ya sea en una organización, una actividad comunal o algún tipo de voluntariado.

26
Julio

Fabrizzio Ponce Villarreal 

Para el Coronadeño Hoy

Seguramente los has visto. Son un caso raro.

Probablemente viven hasta en tu mismo barrio, a la par de tu casa. Salen por la mañana sonriendo y saludando.

Si está nublado o lluvioso, sonríen. Si está soleado, también. Se montan al carro, ponen música o mensajes que les inspiren y ponen rumbo a sus actividades del día. Los huecos en las calles, las presas, nada de eso les saca de su estado de ánimo.

Cuando regresan por la noche están igual. De nada valió el malhumor del jefe, el cliente difícil, la negociación fallida o el colega que no quiso colaborar. Tampoco importó almorzar a las tres de la tarde y regresarse a la casa con hambre y el doble de presa.

Esa gente es rara. Parece que no se dan cuenta de que estamos en año electoral y que hay que ponerse a favor o en contra del gobierno. Viven como si no les importara que nos tengan despedazadas las calles o que la delincuencia esté haciendo de las suyas. Esa manía de sonreír y ser optimista es extraña. ¿Cierto?

La realidad es que necesitamos más de esos bichos raros. No es que no les importe la situación del país, o los atentados en el Medio Oriente, o el último personaje estrafalario que aparece en las redes sociales. Simplemente son personas que tienen control de sus vidas y las viven con satisfacción.

Nuestro entorno actual nos obliga a escoger: o vivimos amargados y quejándonos de todo, o nos hacemos cargo y vivimos con satisfacción y optimismo. Ambas son opciones válidas, aunque sus consecuencias son muy diferentes.

Sobran los estudios que afirman que, a la larga, los optimistas terminan teniendo una mejor calidad de vida. Se cuidan más, tienen hábitos más saludables y, a la vez, el organismo funciona mejor en prevención de enfermedades y bienestar. Es fácil concluir que los quejosos y pesimistas son la otra cara de la moneda.

¿Cómo se vive con satisfacción? Aquí comparto algunas ideas para decidirnos y ponerlas en práctica:

  1. Valorá lo que tenés: No es buena idea vivir frustrado por la ‘injusticia’ de que el vecino tenga una mejor casa o un mejor carro que yo. ¿Qué tal si empezamos a valorar y a agradecer lo que tenemos? ¿Con qué nos encontraríamos si mañana nos despertáramos y tuviéramos solo las cosas por las que agradecimos el día anterior?

  1. Deseá menos: hay que aspirar a lo mejor pero no vivir en función de eso. ¿Sabías que cuando nos toque irnos, no nos vamos a llevar nada? Ropa, celulares, casas, todo eso se queda aquí. Es una mejor idea empezar a vivir disfrutando del viaje y no estar tan pendiente del objetivo material. Más abrazos, más conversaciones, más amistad, más altruismo.

  1. Consumí menos: Muy ligado al punto anterior, nos pone en la perspectiva correcta. El exceso de consumo presiona los recursos del planeta y, además, es muestra de que algo falla en nuestro interior. ¿Necesitamos aparentar para ser aceptados por los demás?

  1. Dejá de compararte: Una estimación en el 2002 estableció que alrededor de 106.000 millones de seres humanos hemos habitado la Tierra a lo largo de toda su historia. Es una cifra abrumadora. Y es más abrumador aun el hecho de que muy posiblemente ninguna de ellas haya sido igual a vos. ¿Cómo? No lo sé, mi tema no es ese misterio, sino más bien que dejemos de compararnos con los demás. Todos somos diferentes y tenemos nuestro propio camino y propósito por descubrir, así que de una vez por todas, ¡dejemos de compararnos!

  1. Tené claras tus prioridades: Familia, carrera profesional, estudios, proyectos emprendedores, etc. Todos deberíamos tener nuestras prioridades claras. Si eso no sucede, es que estamos atendiendo las prioridades de alguien más. ¡Cuidado con eso!

  1. Enfócate en lo importante: No han sido pocas las veces en que he dicho que ‘no’ a alguna invitación o actividad, sencillamente porque tengo a mis hijos pequeños y deseo pasar tiempo con ellos y mi esposa, o porque estoy en un proceso de entrenamiento rumbo a una maratón, por citar un par de casos. Cuando vamos por la vida diciéndole ‘si’ a todo y a todos terminaremos agotados y enfermos. Aprendamos a decir ‘no’ y enfoquémonos en lo importante.

Que las calles despedazadas o el clima no sean un obstáculo para que le regalés al mundo tu sonrisa. ¡Empezá hoy mismo!

Fabrizzio Ponce Villarreal

Coach y Administrador de Negocios

www.fabrizzioponce.com

18
May

No sé si ustedes lo habrán notado, pero cada vez más oímos el nombre de nuestro cantón en las noticias, y no precisamente hablando de nuestra bella iglesia, sino por incidentes de violencia y criminalidad, tras los cuales crece la preocupación en la comunidad.

Categorias

Calendario

« December 2017 »
Mon Tue Wed Thu Fri Sat Sun
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31